logo obispo ctissera05Misa en el 17° Aniversario de la pascua del Padre Obispo Jorge Novak
Catedral de Quilmes - domingo 8 de julio de 2018   
 
Hermanas y hermanos:

Hoy, la Palabra de Dios nos habla de los testigos de la verdad. Dios envía a su profeta para hablar la verdad a la gente; escuchen o no, proclamar la verdad es un valor en sí mismo (primera lectura)

San Pablo nos advierte sobre una gran tentación: el desaliento, al ver nuestras miserias. Debemos aprender a juntar, en paz, nuestra vocación cristiana y nuestras miserias (segunda lectura)

Jesús, en el Evangelio, nos invita a ser testigos de la verdad, a pesar de los resultados. Él mismo no es aceptado entre sus vecinos y parientes. Se desilusiona ante su incredulidad. Pero nunca disminuye su determinación de hablar la verdad y dar testimonio de ella.

Como Jesús, no debemos descorazonarnos. Debemos continuar viviendo en la verdad, aún sin resultados aparentes. Siempre la gente necesita una referencia moral. Alguien que indica el camino; dónde está el bien y dónde está el mal. Mientras haya alguien todavía hablando y practicando la verdad, las personas tienen una esperanza de cambio y conversión.

¿Somos fieles y humildes en nuestro anuncio, a pesar de lo que otros piensan con una escala de valores ajena o contraria al Evangelio de la Vida?

Personas como los obispos Romero, Angelelli y Novak, nos alientan con su ejemplo y testimonio de una vida entregada al servicio de la verdad del Evangelio de Jesús.

Más que oportuna es la celebración de un nuevo aniversario de la pascua del Padre Obispo Jorge Novak, para compartir con toda la Iglesia algo que está madurando en nuestro corazón desde hace bastante tiempo.

Hace dos años celebramos el 40° aniversario de la diócesis, con el lema RENOVAR EL ANUNCIO. Ese acontecimiento nos animó a comprometernos para ser una “Iglesia en salida”.

La celebración del Año de la Misericordia en toda la Iglesia, nos ayudó a hundir nuestras raíces en la profundidad del amor de Dios y del amor a los más pobres y sufrientes de la humanidad.

El pasado 16 de marzo, recibimos con alegría el regalo de un nuevo pastor, miembro de nuestro Presbiterio, el Padre Obispo Maxi, como valiosa ayuda en este servicio episcopal.

Hace cinco años, en su Exhortación “Evangelii Gaudium”, el Papa Francisco nos invitó a “una nueva etapa evangelizadora marcada por la alegría, e indicar caminos para la marcha de la Iglesia en los próximos años” (EG 1). Una Iglesia que sale de sí misma para ir a las periferias, capaz de dialogar y compartir con los desfavorecidos. En el corazón del mensaje de Francisco está el Amor misericordioso de Dios. Francisco ha interpretado las angustias y zozobras de la modernidad, afrontando el futuro común de la humanidad, haciendo un llamado contundente al cuidado de la Casa Común.

El Papa ilumina con sus constantes enseñanzas de un modo genial y sencillo, los grandes retos de la justicia y la paz en la actualidad: la idolatría del dinero, la desocupación, la solidaridad, los pobres, los migrantes, las víctimas de la violencia y la trata de personas. No podemos responder a esos retos sin una verdadera conversión de mentalidad y de vida.

También nos dice Francisco: “El camino de la sinodalidad es el camino que Dios espera de la Iglesia del tercer milenio” (Discurso en la conmemoración del 50° aniversario de la Institución del Sínodo de los Obispos. 17 de octubre de 2015)

Considerando estos signos en el camino, como pastores de esta diócesis les anunciamos la realización del TERCER SÍNODO DE LA DIÓCESIS DE QUILMES.

El Tercer Sínodo Diocesano tendrá como tema central: EL ANUNCIO DEL EVANGELIO, en la realidad de la Diócesis de Quilmes.

Queremos asumir en nuestro hoy y en este lugar del sureste del gran Buenos Aires, la riquísima enseñanza del pontificado de Francisco en sus principales documentos.

En vistas de que en el año 2021, celebraremos los 45 años de creación de la Diócesis; 45 años de la ordenación episcopal e inicio del ministerio del Padre Obispo Jorge; los 40 años del inicio del Primer Sínodo Diocesano y los 20 años de la pascua del Padre Obispo Jorge Novak, consideramos que en el año 2021 tendrá lugar la Apertura del Tercer Sínodo de la Diócesis de Quilmes.

Desde ahora, un grupo de hermanos y hermanas, nos abocaremos a los primeros preparativos para tan importante momento de la vida de la diócesis.

“Caminar juntos – enseña el Papa Francisco- es el camino constitutivo de la Iglesia; la figura que nos permite interpretar la realidad con los ojos y el corazón de Dios; la condición para seguir al Señor Jesús y ser siervos de la vida en este tiempo herido. Respiración y paso sinodal revelan lo que somos y el dinamismo de comunión que anima nuestras decisiones. Sólo en este horizonte podemos renovar realmente nuestra pastoral y adecuarla a la misión de la Iglesia en el mundo de hoy; sólo así podemos afrontar la complejidad de este tiempo, agradecidos por el recorrido realizado y decididos a continuarlo con parresía” (Francisco, Discurso en la apertura de los trabajos de la 70ª Asamblea general de la Conferencia Episcopal Italiana. 22 de mayo de 2017)

Desde ya, ponemos este anuncio en las manos de la Inmaculada Madre Dios, patrona de nuestra Diócesis.
 
+ Carlos José Tissera
Obispo de Quilmes

+ Marcelo Julián (Maxi) Margni
Obispo Auxiliar de Quilmes